Ablandar y calibrar la suspensión de un vehículo es una labor de gran importancia. Una suspensión más suave dará como resultado un comportamiento y desplazamiento del coche el cual proporcionará mayor aerodinamismo, es decir, al entrar en contacto con el asfalto y en los diferentes niveles que puede tener el trayecto darán paso a una conducción completamente dinámica. Para ablandar la suspensión de los vehículos primero debes saber cuál es la mejor configuración que mejor se adaptará a tu marca y modelo. Primero hay que verificar el estado de cada uno de los componentes que conforman a la suspensión: los resortes, amortiguadores y, por supuesto, las direccionales. Cada uno de los pasos a realizar para este procedimiento deberán ser planificados con anterioridad, ya que la superficie donde vayas a realizarlo tiene que ser completamente plana, por otra parte, contar con el instructivo del vehículo el cual facilitará dicho proceso, ya que cuenta con las medidas exactas que deberá tener el ajuste de las suspensiones.

Suavizar la suspensión de un coche en ocasiones es necesario

Esto dependerá completamente de las necesidades del conductor, ya que suavizar la suspensión en ocasiones es necesario para que los mecanismos de resortes metálicos y amortiguadores puedan distribuir el balance y la estabilidad que debe seguir el vehículo al momento de conducir. Aspectos como el rendimiento del vehículo en curvas o terrenos complicados, como también la distancia de frenado, son relevantes dentro de una suspensión blanda para evitar el desgaste excesivo de estás, para evitar un mal funcionamiento del vehículo es necesario que en ciertas ocasiones se ablanden las suspensiones, con el fin de que estás puedan realizar su proceso de manera eficaz.

ablandar-suspension-coche

Consecuencias de no hacerlo.

No calibrar ni ablandar la suspensión de los coches, ¡TIENE SUS CONSECUENCIAS!. ¿Sabías que un fallo en la amortiguación puede llegar a afectar a otras piezas del coche suponiendo un gasto mayor en las reparaciones? Entre los efectos negativos destacamos los siguientes:

  • El rendimiento del motor se verá forzado.

Ya que el conjunto de suspensiones no funciona de manera adecuada, forzará el motor, lo cual hará que una pieza de este pueda dañarse.

  • Cualquiera de las piezas podría romperse.

Las suspensiones al no estar calibradas correctamente, podrían dar pasó a que tanto los amortiguadores como los resortes magnéticos y las gomas puedan quedar en mal estado debido al esfuerzo realizado por todo el conjunto.

  • Pone en riesgo tanto tu seguridad como la de tus pasajeros.

No ablandar correctamente las suspensiones puede dar pasó a qué al realizar un mal movimiento en el volante pueda ocasionar un accidente debido a que la distancia de frenado pierde precisión.

  • Aumenta el consumo de combustible.

Si los amortiguadores no se encuentran bien calibrados ocasiona un aumento del consumo de combustible debido al esfuerzo que realizan cada uno de los componentes.

¿Qué ocurre si se ablanda más de lo normal?

Objetivamente la suspensión se encarga de amortiguar y estabilizar el peso del vehículo, lo cierto es que ablandar más de lo normal la suspensión puede llevar a diferentes tipos de situaciones, las cuales dependen del entorno en el que el vehículo se desenvuelva. Aspectos como el terreno, el nivel de cuidado de cada componente y la velocidad constante del vehículo, son factores que podrían influir en mayor o menor medida al momento de conducir, ya que al frenar el coche recibe todo el impulso en la suspensión delantera, dando como resultado que, si se ejerce una presión bastante fuerte, estás pueden llegar a desgastarse. Es importante destacar que cada unidad vehicular se compone de diferentes suspensiones, por lo que, para el segmento de los automóviles todoterrenos o vehículos utilitarios, las suspensiones suaves serán la mejor opción y que estás se adaptan perfectamente a todo tipo de terrenos bajo el peso de la carrocería.

ablandar-suspension-vehiculo

 

¿Cómo hacerlo? Paso a paso

Se necesita previo conocimiento a la hora de ajustar la suspensión del vehículo, teniendo en cuenta apartados como las herramientas que se deben utilizar, el área donde se realizará el procedimiento y sobre todo el instructivo del vehículo que indicara cuál es la inclinación que deberán tener los amortiguadores. A continuación, te daremos a conocer los pasos que se deben seguir al momento de ajustar la suspensión del vehículo:

Paso 1

El primer paso consiste en localizar un terreno completamente plano, esto te permitirá nivelar correctamente la suspensión del vehículo, posteriormente utilizar el gato para fijar el vehículo y así poder observar el estado en el que se encuentran las diferentes piezas que la conforman, de esta manera podrás determinar el estado en el que se encuentran cada uno de los componentes. Luego de haber verificado que cada uno de los componentes se encuentren alineados procederán a ajustar los amortiguadores.

Paso 2

Posteriormente, se deberá verificar los ángulos que el conductor desee utilizar, para esto deberás tener a la mano el instructivo del vehículo para así adaptar correctamente la suspensión del mismo. Se deben tener en cuenta diversos factores antes de proceder a ajustar los amortiguadores, por lo que visualizar el estado de los resortes metálicos, las direccionales como también cada una de las gomas, ayudará a contar con una medición exacta de la altura y la profundidad que deben tener.

Paso 3

Una vez verificado cada uno de los elementos dentro de la suspensión, se procederá a ajustarlo con una llave (Es importante recalcar que la suspensión de cada vehículo es diferente), una vez hecho esto, se deberá nivelar la distancia para así aumentar la capacidad de maniobra del vehículo al momento de conducir. Una vez ya calibrada la suspensión es importante realizar una prueba de manejo la cuál determinará si cada uno de los componentes reaccionan correctamente.

Cada uno de los fabricantes saben cómo cuidar perfectamente la suspensión de sus vehículos, a través de sus amortiguadores como también dentro de cada pieza que la conforma, buscando así brindar una experiencia de conducción suave y segura tanto para el conductor como para cada uno de sus pasajeros.

¿Sabías que contratar un vehículo con Total Renting significa tener todos los gastos de reparaciones y mantenimientos incluidos dentro del pago de las cuotas mensuales? Los arreglos de las piezas de los coches pueden llegar a resultar tan costosos que, en ocasiones, no se pueden asumir, por eso a nosotros nos gusta que nuestros conductores tengan una experiencia de los más tranquila sin pensar en futuros gastos extra que suponen los vehículos. Si quieres más información no dudes en contactar con nuestros expertos.

Artículos Relacionados