La correa de distribución permite que el cigüeñal y el motor del vehículo giren de forma homogénea de modo que los cilindros efectúan la combustión en el momento preciso. Pero esta, a pesar de su fabricación destinada a una amplia durabilidad, llega a presentar un limitado tiempo de uso debido a la importante tarea que cumplen. Ningún usuario desea que la correa de distribución de su vehículo llegué averiarse o dañarse; puesto que, la rotura o deterioro de está puede traer consecuencias tan graves como un mal funcionamiento de su coche, afectando el eficiente desenvolvimiento de conducción o directamente un severo daño en el motor. Estas correas llegan a romperse sin previo aviso, presentando en estas situaciones la interrogante ¿Cuándo se averió esta?; en ciertas situaciones esta presenta una serie de señales las cuales al prestarle atención pueden prever que esto suceda. Durante el desarrollo de este artículo visualizará información de gran importancia sobre el tema de las fallas de la correa de distribución, teniendo como finalidad que conozcas todo ello y evites tener contratiempo al momento de conducir.

Principales fallos de la correa de distribución.

Se conoce que existen una serie de síntomas que pueden indicar que la correa de distribución de su vehículo está por averiarse o ya está averiada, estas no son muy confiables al momento de diagnosticar la gravedad de dicho daño, por lo que únicamente le recomendamos qué si llega a percibir una de estas lleve el coche a su taller de confianza de modo que sea revisado, aun así, debes saber qué dicha pieza tan fundamental del vehículo cuenta con una lista de fallos comunes los cuales pueden llegar a presentar, por lo que le traemos toda la información necesaria para que así tenga presente la gravedad del daño dependiendo de su situación.

Ruidos en la correa.

Si llega a percibir un ruido proveniente del motor, no debe preocuparse, simplemente tenga en cuenta que lo más probable es que sea un problema en la correa de distribución, está puede llegar a ocasionar ruidos en el motor por motivos como el desgastarse en diferentes partes de la misma, aunque también podría ser ocasionado debido a una tensión alta, tensión baja, o una desalineación al momento de cambiarla e inclusive una presión baja de aceite, todo esto podría causar un mal funcionamiento y por ende percibirá ruidos ocasionados por la correa y provenientes del motor.

fallos-correa-distribucion

Grietas en el dorso.

Las correas de distribución de los coches son una parte de la motorización del mismo con altas posibilidades de presentar desgastes a corto o largo plazo, de modo que ocasionarán estás una considerable falla al momento de circular por la carretera. En este caso, al referirnos a las grietas que pueden presentarse en el dorso de la misma, lo más probable es que estás sean ocasionadas debido a la presencia de temperaturas elevadas, temperaturas muy bajas o al desgaste de la polea guía exterior, teniendo, así como consecuencia una clara disfuncionalidad en la conducción. Dependiendo de la situación que se le haya presentado, los métodos que puede ejercer para corregir dichas fallas será una u otra, en el caso de presentar temperaturas altas o bajas deberá eliminar estás ya sea evitando un calentamiento excesivo del motor, y en caso de un deterioro de la polea guía deberá arreglar o reemplazar está.

Contaminación por aceite.

La contaminación de la correa por aceite es una falla completamente común debido a diferentes factores qué las pueden llegar a causar principalmente como es de esperarse está se presenta tras la fuga de aceite del motor a través de la correa, aunque también es posible debido a que la unión entre la propulsión y la correa pierda holgura, qué está presente fisuras o simplemente que no haya sido montada adecuadamente. Sea cuál sea su situación sí persiste la contaminación por aceite está provocará un cerebro sobrecalentamiento del motor a la par que un desgaste inesperado de la correa, por lo que lo más recomendable es que asista inmediatamente con un profesional en el tema el cual llegué a sustituir las juntas de aceite dañadas y en caso de ameritar lo cambiar la correa.

Desgaste en los entredientes.

En el caso del desgaste de los dientes de la correa, este es un fallo el cual puede prevenirse fácilmente. Esto es debido a la tensión incorrecta, ya sea que está muy elevada o muy baja; por lo que lo más recomendable es, simplemente, cerciorarse de forma periódica que la tensión presente en estás sea la adecuada, aunque también puede llegar a presentar dicho fallo debido al desgaste de las poleas, dónde si este es su caso deberá reemplazar estás a la brevedad posible.

fallos-correa-distribucion-coche

Correa de distribución rota.

Un vehículo el cual presente una correa de distribución completamente rota puede arriesgar tanto la integridad del motor de su vehículo como la del usuario y pasajeros; puesto a que está se considera una avería de alta gravedad, ya que no solo se tendrá que reemplazar sino también tendrá que cerciorarse de qué todos los pedazos hayan sido extraídos y se pueda integrar una nueva correa de distribución. Aun así, aunque este caso sea grave es más común de lo que parece y puede ser ocasionada por diferentes motivos, desde la rotura de las cuerdas rectas, cómo la rotura de cuerdas enredadas debido a un cuerpo extraño entre la correa y la polea la cual llega a romper las cuerdas de tracción, o una severa torcedura que haya presentado antes de su montaje, causando todo esto un desgarre en la misma.

Consecuencias de los fallos de la correa de distribución.

Mantener una correa de distribución en óptimo estado es de suma vitalidad para contar con un vehículo el cual se desenvuelva adecuadamente al momento de conducir, por lo que, si está llega a presentar algún tipo de fallo o avería puede traer consecuencias de suma gravedad. El más leve fallo en la correa (si no se detecta y se repara a tiempo), puede traer como consecuencia principal la rotura del motor, siendo está una de las averías más caras que se le puede presentar a un usuario debido a su complejidad en la reparación, ya que el continuo uso de una correa la cual presenta fallas hace que el motor disminuya la sincronización y ocasione una serie de continuos daños en cadena en diferentes partes del mismo, los cuales estarán dañando severamente todo el sistema.

Con Total Renting no tendrás que preocuparte por los gastos que supone las averías y los fallos de las correas de distribución, ¡todos los gastos te los incluimos dentro de las cuotas mensuales!. ¿Quieres más información? No dudes en ponerte en contacto con nuestro equipo de profesionales, ellos te asesorarán acerca de todos los servicios sin ningún tipo de compromiso.

Artículos Relacionados