Contact Our Rental Specialists 123-456-7890
Close

El renting económico es un contrato de alquiler. Este contrato es para bienes muebles, y regularmente se hace por más de un año. Lo característico del renting es que mensualmente se debe pagar un monto fijo acordado en el contrato. También puede ser de forma trimestral o anual.

¿Qué es Renting y Leasing?

Lo interesante del renting es que por un monto fijo, se pueden obtener mayores beneficios, con un servicio de calidad, a buenos precios. Este tipo de contratos de alquiler no requieren de una inversión inicial, y suele estar enfocado en clientes particulares, autónomos y para empresas.

Por su parte, el leasing es un contrato de arrendamiento regulado por la ley, por lo cual se traspasan los riesgos y beneficios derivados de la propiedad. Este contrato de arrendamiento suele ser formalizado por una entidad de crédito.

Incluye un derecho a compra. Esto significa que con la firma del contrato, cuando este termine, puede adquirirse al final el vehículo. Esto independientemente de que al final el cliente no quiera elegir esta opción, pero según la ley de este contrato, existe esa posibilidad.

En este tipo de transacción, existe el que suministra el bien, pongamos que un vehículo, y el que adquiere el compromiso de pagar la cuota mensual. Esta cuota se compone de: el precio de amortización del nominal, el coste de la financiación y el impuesto.

Diferencia de Renting y Leasing para coches

En el renting y leasing para coches, existen diferencias en cuanto a lo que significa cada trámite.

  • La duración de contratos: Los contratos de leasing tienen una duración mínima de dos años. Durante este tiempo no pueden cancelarse. Cuando haya pasado este período, puede hacerse la revocación del contrato.

El renting, por su parte, es un poco más flexible. Usualmente los contratos duran entre 1 y 5 años. El tipo de renting, a su vez, puede ser fijo o flexible, dependiendo de las empresas que ofrecen este servicio.

  • Estipulación en los contratos: En el leasing, el vehículo debe estar garantizado para una actividad profesional del cliente que contrata este servicio. Por esto, se contrata para empresas o profesionales autónomos.

En el renting, el vehículo puede estar a disposición de cualquier persona jurídica o física, incluyendo a particulares.

  • Las cuotas: La cuota mensual del leasing tiene incluida la amortización del coste del vehículo y los impuestos, además de la financiación. El cliente queda supeditado a solventar los costes que se generan por el mantenimiento del auto.

Incluso, hay casos en que en el contrato queda expuesta la obligación del cliente a contratar un seguro para el vehículo. En el renting, en cambio, la cuota es fija durante todo lo que dure el contrato, a menos que haya un ajuste en la cobertura del renting.

En este tipo de servicio, en el contrato se especifica que en la cuota que se paga queda solventado el seguro, el mantenimiento, los impuestos, la matriculación, entre otras cosas. Es decir, ofrecen el servicio completo.

Asociación española de Leasing y Renting

En el año 1978 fue fundada la Asociación española de Leasing y Renting. Esta se originó con el fin de representar los intereses de las empresas de España que trabajan con el área del arrendamiento financiero y operativo dentro del país. Su sede de ubica en Madrid.

En ella están compañías de los sectores financieros y crediticios, que están bajo el mando y tutela del Banco de España. También, están bajo la dirección de algunas otras empresas especializadas en otro tipo de servicios.

Con el tiempo, la AEL, como también se denomina a este grupo, ha incrementado su presencia en el sector del renting, tratando de que este método se maneje de forma más autónoma dentro de la Asociación.

Diferencias fiscales entre Leasing y Renting

Ya sea que se contraten los servicios del renting o del leasing, hay ventajas fiscales que pueden beneficiarte. En cuanto al renting, está que:

  • La parte que corresponde al IVA será objeto de deducción en la declaración del impuesto. Esto será de manera proporcional al uso del vehículo durante la actividad económica.
  • Puede ser desgravada el 100% de la cuota, bien sea en el impuesto de sociedades o en el IRPF.
  • Puede permitirse una deducción mínima del 50€ como IVA. Si se quiere deducir el 100%, debe probarse que el vehículo solo es destinado a la actividad económica.

En cuanto al leasing:

  • Las cuotas también pueden ser desgravadas del impuesto de sociedades o del IRPF.

Diferencia entre Leasing y Renting en contabilidad

En cuanto al leasing:

  • Se tiene en consideración que la opción de compra se hará cuando se finalice el contrato. En este caso, se contabiliza como si fuera una compraventa.
  • Se contabiliza el servicio de leasing en los activos del negocio del usuario.

En cuanto al renting:

  • La cuota puede experimentar pequeños cambios según ajustes de intereses o de algún incremento del seguro.
  • Se consigna dentro de la cuenta de pérdidas y ganancias, pues es visto como un gasto contable.

Ventajas e inconvenientes del Renting y Leasing

Las ventajas del renting es que es un alquiler en buena medida bastante flexible. Es un gasto fijo que puede organizar tus finanzas, además de ayudar a tu actividad económica.

También, existen muchos servicios que ofrecen renting, que brindan beneficios y buenos precios. Además, el vehículo lo administra y cuida la empresa de renting. El mayor inconveniente podría ser que, si deseas un coche propio al finalizar el contrato, no podrás obtenerlo, porque es un simple alquiler.

En cuanto al leasing, es menos flexible que el renting, además de no cubrir todos los gastos y ofrecer los servicios del renting. Lo interesante es que, al finalizar el contrato, puedes tener la opción de quedarte o sustituir el vehículo que has usado durante el período de arrendamiento.

El inconveniente del leasing es que debes hacerte cargo de todos los gastos que implique mantener un coche como si fuera propio. Lo único que incorpora el servicio de leasing es la financiación económica.