En pocas palabras, las baterías son el corazón de todo coche eléctrico, sin ellas un vehículo eléctrico sencillamente no podría funcionar, hasta posiblemente siquiera existir, puesto a que en ellas es almacenada la energía eléctrica necesaria para el funcionamiento de dichos vehículos. Existen diversos tipos de baterías con diferentes características, potencias y voltajes que brindan una mayor o menor eficiencia y autonomía al vehículo. Para la elaboración de estas baterías de vehículos eléctricos son necesarios diversos materiales pero que, entre todos ellos los más importantes y esenciales para su creación son las denominadas y tan escasas tierras raras como por ejemplo el níquel, manganeso, aluminio y sobre todo cobalto.
Ver todas las ofertas de renting disponibles

¿Qué pasa con la batería de los coches eléctricos?

Como todo componente que conforma nuestro vehículo, existe un rango de tiempo en el que la eficiencia y rendimiento de dichos componentes se encuentran en su mejor punto pero que una vez llegado al límite de ese rango de tiempo, dichos componentes comenzarán a presentar fallas causando un menor rendimiento en nuestro coche llegando incluso a averiarlo si estas piezas no son reemplazadas, este rango de tiempo lo conocemos como “vida útil”. Una vez la vida útil de nuestra batería llegue a su fin (el promedio es de 8 años), estas no van directamente al desguace, puesto a que aun así, pueden ser utilizadas para otros propósitos ya que al estar formadas por celdas agrupadas y luego en módulos, se han desarrollado tanto programas como herramientas que permiten identificar todas las partes dañadas de la batería, sustituirlas y posteriormente continuar dando servicio.

Características

Debemos entender que las baterías son las encargadas de almacenar la energía que posteriormente le dará vida a nuestro coche eléctrico, transforman la energía eléctrica en energía química durante el proceso de carga para luego convertirla nuevamente en energía eléctrica, y de esta manera permitir que nuestro vehículo encienda y nos lleve a nuestro destino. Las características de las baterías de coches eléctricos son:

  • Densidad energética, denominada como Wh/kg identifica la energía que suministra la batería en kilovatios por hora, como también la energía que almacena, por ende, mientras mayor es la densidad de la batería, mayor será su autonomía.
  • Capacidad de la batería, esta puede ser medida en kilovatios por hora (kWh), como también en amperios por hora (Ah), y esta cantidad es la que puede suministrar o aceptar nuestra batería.
  • Potencia, esta es la capacidad que posee la batería de entregar potencia durante el proceso de descarga, mientras más potencia posea la batería (W/kg), mayores prestaciones tendrá el coche.
  • Ciclo de vida, mientras más ciclos de carga y descarga posea la batería, mayor será su durabilidad y vida útil.

¿De qué están hechas las baterías de los coches eléctricos?

Densidad energética

La densidad energética identifica la capacidad de almacenamiento que posee cada batería, por lo que, mientras mayor sea la densidad energética de la batería de nuestro coche eléctrico, mayor será el rendimiento y autonomía del mismo. Podemos identificar la densidad energética de la batería como Wh/kg y dependiendo de los materiales con los que fue desarrollada, tendrá una mayor o menor capacidad de almacenamiento de energía, dicho en otras palabras, mayor densidad energética. Dentro de estas encontramos:

  • Baterías de Níquel-hidruro metálico, esta es una de las más utilizadas entre los vehículos híbridos, cuentan con un ciclo de vida de 300 a 500 cargas y descargas, contando con una densidad energética de 30 – 80 Wh/Kg.
  • Baterías de Ion-litio, estas baterías cuentan con el doble de la densidad que poseen las de níquel-cadmio, a pesar de tener un tamaño mucho menor, el ciclo de vida de estas baterías se encuentra entre las 400 – 1200 cargas y descargas contando con una densidad de 100 – 250 Wh/Kg.
  • Baterías de Polímero de litio, estas baterías cuentan con una gran densidad energética y potencia, además de ser muy ligeras y eficientes, la capacidad energética de estas baterías es de 300 Wh/Kg y su ciclo de vida está por debajo de las 1000 cargas y descargas.

Potencia y voltaje

Normalmente, en el contexto de las baterías para coches eléctricos, los kWh son utilizados para identificar la capacidad de almacenamiento y distribución energética de la batería hacia el motor, esto está bastante claro, pero cuando hablamos de Voltios en esta misma área, encontraremos que no se encuentran estandarizados y que además no suele utilizarse esta medida más que los kWh. En comparación a otras baterías, como por ejemplo las de 12 v que además utilizan la unidad de medida Ah (Amperio hora), la cual se refiere a la intensidad de corriente en amperios que puede suministrar dicha batería hasta su descarga, es algo que no es realmente útil en las baterías para coches eléctricos, son varios motivos por los que resulta mucho más acertado el uso de kWh que los Ah y Voltios para identificar la capacidad de estas baterías.

¿De qué están hechas las baterías de los coches eléctricos?

Eficiencia

Mediante pasan los años las empresas automovilísticas han buscado soluciones y nuevas alternativas para aumentar el rendimiento y eficiencia de las baterías para coches eléctricos, a la par de estar contribuyendo con la reducción de los gases de efecto invernadero generados por los motores de combustión tradicionales, algo que se ha ido logrando poco a poco y ya podemos ver frutos de ello gracias al desarrollo de estas nuevas tecnologías que brindan además una mayor autonomía, menor tiempo de recarga y una vida útil más prolongada. A día de hoy las baterías de ión-litio son las baterías más utilizadas en los coches eléctricos contando con una vida útil de aproximadamente 8 años y brindando a su vez mayor autonomía, eficiencia y precios más asequibles.

Capacidad de la batería

La capacidad de la batería de un coche eléctrico puede variar demasiado según la marca, vehículo y sobre todo los materiales con los que fue creada, de hecho, hasta la eficiencia, autonomía y vida útil depende mucho del tipo de batería que use tu coche. Por ejemplo, las baterías creadas con níquel-hidruro metálico tienen un ciclo de vida de hasta 500 cargas y descargas, con una capacidad de 30 a 80 Wh/Kg son muy eficientes y perfectas para los vehículos híbridos y de hibridación ligera, las baterías de iones de litio que son las más utilizadas en la mayoría de vehículos eléctricos cuentan con una capacidad de 100 hasta 250 Wh/Kg y con una vida útil o ciclo de vida de hasta 1200 cargas, como podrán notar hay mucha diferencia entre las capacidades de cada batería dependiendo de la tecnología con la que esta haya sido construida.

Empresas que fabrican baterías para coches eléctricos

Existen muchas empresas alrededor del mundo que se encargan de la fabricación y desarrollo de nuevas tecnologías para las baterías de los coches eléctricos, pero entre todas ellas la que ha liderado y desde 2017 se convirtió en el mayor productor de baterías de iones de litio en todo el mundo, se trata de Contemporary Amperex Technology (CATL), la cual tiene sede en china y fue fundada en 2011, es suministrador de grandes empresas automovilísticas como lo es Tesla, Toyota, Volkswagen, Volvo, entre otros. De segundo lugar se encuentra Energy Solution LG como el segundo mayor fabricante en baterías de iones de litio de todo el mundo teniendo una cuota de mercado del 21,5%.

 

En Total Renting tenemos una amplia variedad de coches eléctricos e híbridos. Además, todos nuestros contratos tienen una duración entre 3 y 5 años. Una vez finalizado el contrato podrás cambiar de coche por otro totalmente nuevo con una batería 100% nueva y más eficiente. En caso de que la batería de tu vehículo se estropeé, con Total Renting, tendrás todos los gastos de reparaciones y mantenimientos incluidos dentro de las cuotas mensuales.

Si quieres más información ¡llámanos!

Artículos Relacionados